Reseña: Aki Shimazaki. Luna Llena

Read this in English.

«Luna Llena» de Aki Shimazaki es una novela que bien vale la pena leer. Es una historia bella, pero también dura. Sirve de llamada de atención para todas las relaciones humanas, especialmente las de pareja. Recuerda la importancia que tiene la comunicación y la valentía de afrontar juntos las dificultades.

Cuenta la historia de un matrimonio retirado. La esposa, Fujiko, padece Alzheimer y la trama empieza cuando ella olvida completamente a su marido, Tetsuo, y la vida que llevaron juntos.

Convivencia no equivale a intimidad. Ésta no puede surgir sin implícitamente responder ciertas preguntas. ¿Verdaderamente conozco a mis más cercanos y queridos? ¿Cuál es la parte más profunda de mi alma? ¿Cómo llego a la intimidad? ¿Poseo la fuerza y la valentía para hacerlo? ¿Tengo el coraje de dejar a otros entrar en mí? ¿Qué hago frente a ellos en mi vulnerabilidad?

Alcanzar tal profundidad, o al menos intentarlo, es intimidad. Un verdadero entendimiento de otra persona va más allá de lo que quizá creíamos saber, requiere una constante observación. Implica tener intención firme de dejar a algunos ser testigos de tus vulnerabilidades, incertidumbres y miedos. La intimidad es un camino cuesta arriba que corre en ambas direcciones; no va cuesta abajo ni es unidireccional.

Todos estamos en perpetuo desarrollo, construyéndonos. No debe darse por sentado aquello que se cree cierto. Es necesario que observemos activamente, en lugar de ver pasivamente. Tú y tu pareja pueden estar atravesando procesos de cambio, o sufriendo en silencio; mantente atento y responde adecuadamente.

La novela hace que uno se pregunte: «¿Qué pudo haber sido?» «¿Qué hubiera pasado?» «¿Y si tal vez?» Aki Shimazaki muestra lo fácil y rápido que nuestros recuerdos más arraigados pueden derrumbarse. Uno comienza a cuestionarse: «¿Qué tan firme ha sido y es mi vida?»

La narrativa del libro gira torno una pregunta: «¿Qué tan sola puede estar una persona, incluso si ha vivido acompañada?»

«Luna Llena» enfatiza que mientras uno siga con vida, nuevas aventuras y descubrimientos aguardan. La vida es complicada; todos enfrentamos desafíos y, sin embargo, el decidir cómo hacerlo depende de cada uno.

A través de los personajes es posible ver cuánto tiempo hemos desperdiciado escondiéndonos en nosotros mismos. «¿Cuánto tiempo hemos perdido?» No obstante, la autora nos envuelve en un viaje de encuentro y descubrimiento — la hermosa experiencia de ir conociendo gradualmente a una persona importante en tu vida.

El libro está repleto de reflexiones que invitan a la introspección y que llenan los ojos de lágrimas. Es una oda al lugar que en cada persona juegan los recuerdos, la soledad y los detalles.

Aki Shimazaki resalta los pequeños detalles que solemos pasar por alto y que, luego, nos percatamos de lo tonto que fuimos al desdeñarlos: «Todavía puedo ver la tristeza que inundó su rostro,» escribe la autora. También destaca que los momentos cotidianos pueden iluminar una vida: «De pronto, le brilla la mirada.»

Advertisement

One response to “Reseña: Aki Shimazaki. Luna Llena”

  1. […] Reseña: Aki Shimazaki. Luna LlenaJanuary 26, 2023 […]

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s